APRENDER A RESPETAR LA PRIVACIDAD DE LOS ADOLESCENTES

Los adolescentes deben aprender a hacerse mayores y a renunciar a los privilegios de la infancia. Por el contrario, los padres tienen que hacer frente a la pérdida de dependencia de los hijos y en las gratificaciones que ello conllevaba.